artecisoria

Trattoria Sant Arcangelo, un piccolo secreto italiano

In Restaurantes on 10 julio, 2011 at 11:43

Un poco escondida, detrás de la iglesia de los Jerónimos y a unos pasos del Botánico y de los museos del Paseo del Prado, está esta trattoria a la que me gusta volver de vez en cuando. Conocí la trattoria Sant Arcangelo (Moreto, 15. Tel.: 913 691 093) hace casi una década y se convirtió en el lugar al que íbamos a cenar después de escuchar buenos conciertos de música clásica. Luego le perdí la pista y ahora he vuelto a recuperar para mi paladar sus ricos platos de pasta, esos que acompañados con un buen vino invitan a la conversación y hacen que te olvides del reloj.

Vitello tonato

En su carta hay platos de las distintas cocinas regionales italianas con antipasti como el carpaccio de solomillo de ternera, el provolone, la berenjena gratinada y el siempre delicioso vitello tonato, típico de la cocina piamontesa (redondo de ternera cocinada al vino blanco y acompañada con salsa de atún, alcaparras y olivas), un plato que me ha ido conquistando hasta convertirse en algo adictivo. Su salsa tiene un no-sé-qué que hace difícil escapar al placer de los barquitos.

Pero para mi gusto el punto fuerte de la carta está en las pastas. Algunas clásicas, como los tagliatelle al pesto o los maccheroni amatricciana, y otras más originales, como una de las sugerencias de la temporada: raviolacci de pasta negra rellena de langostinos con salsa casera de tomate, calamares y almejas. Sabrosa y deliciosa.

raviolacci de pasta negra rellena de langostinos

También sorprendentes los raviolis rellenos de rúcula, con un sabor elegante y lleno de personalidad. Las pizzas están un poco por debajo de la pasta, aunque la vegetariana y la diavola merecen la pena.

pizza diavola

La carta de postres es bastante clásica: tiramisú y tartas de chocolate y queso y algunos helados. Para los amantes del tiramisú, que no tengan miedo a pedirlo, es más que correcto. Al igual que su carta de vinos, con una amplia variedad tanto de referencias españolas como italianas. Para las noches de verano, acompaña muy bien Gadir, un vino blanco de Cádiz elaborado con palomino y chardonnay que se bebe fácilmente. Su precio en carta: 12 euros. El servicio es bastante atento y la decoración, con toques rústicos, le otorga cierto carácter, diferenciando este italiano de los de las grandes cadenas que inundan las calles de Madrid y se confunden unos con otros.

Precio medio: 25 euros por persona

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: